Las propiedades y características inherentes de los materiales nos aportan los datos para determinar si el material en cuestión es apto para cumplir con los requerimientos.

Desde esa premisa se hace evidente la importancia de conocer las características de la cal y sus derivados como materiales de construcción para poder determinar en qué circunstancias su utilización puede ser favorable. Asimismo, los ensayos determinados mediante normativa para especificar las características de cada material en concreto nos permitirá determinar la calidad y características particulares de la muestra en cuestión.

De la cal en particular nos interesa conocer su densidad, el tamaño y forma de partícula y su composición química. En posteriores apartados se desarrollaran las características de interés de los morteros de cal, tanto para obras de fábrica como para revestimientos, así como los ensayos pertinentes que deben efectuarse previamente a su puesta en obra y posteriormente si se efectúa una inspección o diagnosis del elemento constructivo.
Las propiedades de caracterización de las cales en polvo según la clasificación a la que pertenezcan se definen en la norma UNE EN 459-2, y son los que se comentan a continuación:

Propiedades de las cales en polvo

 

Resistencia a 7 días

Estabilidad

Resistencia a 28 días

Tiempo de fraguado

Finura

Penetración/demanda de agua

CaO+MgO, MgO

Agua libre

CO2

Contenido de aire

SO3

Rendimiento

 

En cuanto a las cales en pasta, no existe actualmente una normativa que regule el proceso de caracterización de éstas. Algunos expertos opinan que debe caracterizarse mediante difracción de rayos X, mientras que otros creen más conveniente el proceso de caracterización de las pastas de cal mediante el estudio reológico de éstas como fluidos.

En los siguientes apartados se detallan las características más significativas de las cales.

 

Bibliografía: (AENOR)